miércoles, 22 de diciembre de 2010

AZOTACALLES Y POLTRONES

2 comentarios:

  1. Ja, Ja, como esa puerta hay una donde yo vivo.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo6/2/11 7:17

    Estos perezosos están pagados por la Diputación, con nuestros impuestos, y para colmo les han comprado un coche, para sus paseítos. ¡NO A LAS DIPUTACIONES!

    ResponderEliminar